Sigamos en contacto

Nota

Piquete y cacerola a 22 años del 2001: el DNU de desguace del país, la reacción barrio por barrio y la marcha que desafió el protocolo

Publicada

el

El espectáculo montado por la ministra de Seguridad no cumplió el objetivo de amedrentar a la protesta que se instaló en la Plaza de Mayo como cada 20 de diciembre desde hace 22 años. El día culminó con los anuncios planteados por el presidente Javier Milei a las 21 a través de un DNU de alcances destructivos del trabajo, la industria y la libertad.

Pero nuevamente lo sorpresivo impregnó la realidad, ya que el anuncio fue seguido inmediatamente por cacerolazos y corte de calles en toda Buenos Aires, y en diferentes ciudades del país que al cierre de esta nota continúan. La inesperada movilización autoconvocada incluyó marchas desde los barrios hacia el Congreso desde las 23 hasta entrada la madrugada. Todo motorizado por vecinas y vecinos, ante la inercia de la partidocracia opositora y oficialista, dedicada mayoritariamente hasta ese momento a las redes sociales. El protocolo anticonstitucional de la señora Bullrich quedó arrasado.
El presidente se presentó en cadena nacional, otra vez leyendo. Fue un discurso de 16 minutos, rodeado por un elenco de ministros y otros (macrismo explícito: Caputo, Bullrich, Depetri, Sturzenegger). Estaban los ministros sentados (salvo la canciller Mondino, en el exterior) y cuatro colaboradores más de pie, cual granaderos. Esa extraña coreografía avaló las medidas oficiales (más de 300) que intentan romper avances legislativos e incluso constitucionales a través de un decreto: ese solo hecho es una ruptura del sentido común y de los mecanismos que determinan la existencia de tres poderes. Se busca desregular prácticamente todo (salud, trabajo, industria, privatización de empresas estatales), en manos de un mercado concentrado por corporaciones locales y multinacionales, cuyos efectos destructivos serían incalculables en profundidad y tiempo, para una Argentina literalmente de remate. El decreto no se privó siquiera del proyecto de privatizar el fútbol (otra dosis de macrismo explícito).

El telón de fondo: el brutal ajuste, el shock económico, la caída de los ingresos a menos de la mitad en 10 días (apenas el comienzo), y la promesa oficial de estanflación: estancamiento, recesión, inflación, empobrecimiento masivo e inédita transferencia de ingresos en perjuicio de la población y en beneficio de los grupos concentrados de la economía.
Aquí, el desarrollo de lo ocurrido otro 20 de diciembre que quedará nueva y tristemente en la historia.

Son las 3.45 de la tarde y acaba de comenzar la movilización desde las diagonales Sur y Norte hacia Plaza de Mayo. 

Un comisario de la Policía de la Ciudad, responsable del operativo, dialoga con lavaca

–La máxima tensión de hoy creemos que fue la que se vio en el ingreso de los movilizantes. No creemos que haya más.

–Esta movilización es habitual, conmemorativa, pero nunca tuvo el peso de hoy.

–Cuando hay estos cambios de gobierno, crece un poco, pero lo de hoy fue una puesta política sobre cómo se manejará el tema de los piquetes a partir de ahora.

–Pero usted y yo sabemos que esto no es un piquete.

–Tiene razón, el protocolo está mal llamado. No es para piquetes. Es para control del tránsito.

El circo instalado desde la mañana, cae a la tarde por su propio peso. Y a la noche más todavía.

Argentina, sin pan ni circo. 

Desde la primera hora de este jueves, suenan por los altavoces de las estaciones de tren cabeceras de la ciudad de Buenos Aires una voz que avisa: “El que corta, no cobra”. Policías Federales paran colectivos, filman, requisan; ellos mismos son los que detienen el tránsito.

El vocero presidencial recuerda que se utilizará el reconocimiento facial a quienes participen de la marcha. Algo ilegal por donde se lo mire.

Gendarmería Nacional, en una imagen sin precedentes, toma el control de las calles de Buenos Aires, junto a la Federal y la Policía porteña. A medida que pasan las horas, aumentan las camionetas, las motos, las traffic, los camiones hidrantes. 

El show desplegado mostró el descontrol y el desorden auto provocado, cuando gobiernan los eslóganes y no la realidad.

Las organizaciones se movilizaron finalmente por las diagonales y no desde el Congreso como habían anunciado inicialmente, previo acuerdo con el gobierno. De ese modo, la espuma bajó y la marcha se desarrolló con mayor naturalidad a la esperada. 

Y por la calle.

La odisea de llegar a la Plaza

A medida que las personas se congregaban en los puntos de encuentro, se confirmaba uno de los sin sentidos de la jornada: las interrupciones al tránsito fueron protagonizadas por la propia policía, que cortó la Avenida Belgrano y parte de la Diagonal Sur y desplazó a los manifestantes hacia las veredas, provocando encontronazos innecesarios y algún leve disturbio. En Diagonal Norte la columna logró avanzar por el asfalto desde Corrientes hasta entrar a la Plaza.

Una sensación compartida por todos: la manifestación, sin semejante operativo, hubiera provocado menos inconvenientes, y avanzado más rápido de lo que finalmente lo hizo por culpa del embotamiento causado por la Policía.

También hubiera sido más barato, con menos de tres fuerzas policiales y sus camionetas, hidrantes y motos. El otro dato: la cantidad de gente que se movilizó “desencuadrada” pese al riesgo concreto que implicaban las amenazas gubernativas.

En otra escena densa, la televisión mostró al presidente durante la tarde en el Departamento Central de Policía, junto a comisarios, mirando grandes televisores con la movilización, durante unas dos horas. Detrás suyo estaban las ministras Bullrich y Petovello y la hermana del presidente, Karina. Milei tenía una mano en el mentón, en actitud extática, y miraba las pantallas sin hablar con nadie.

La trama

Diego Kravetz, subjefe porteño en seguridad, hace ademanes. Pareciera dar órdenes para reacomodar en vivo una escena desordenada. Habla con lavaca:

–¿Por qué pusieron tanta policía en las salidas de la Plaza?

–Nosotros estamos acá para terminar el operativo, para garantizar la seguridad, inclusive de los manifestantes y no para otra cosa.

–Pero cuando salgan van a ver a la Plaza taponada.

–Se va a abrir la Policía.

–Parece un operativo cerrojo.

–No. Lo mismo fue cuando entraron. Vamos a hacer exactamente lo mismo, dejando dos carriles libres para que puedan descomprimir.

–¿Es una marcha tranquila?

–Hasta acá sí. Sí, sí. Muy tranquila. 

–Parece excesivo todo el operativo del día, ¿no?

–Nosotros tratamos de garantizar lo que es el derecho a manifestarse y el derecho a circular y creo que en ese sentido salió bastante bien.

–A qué costó… qué miedo… En un momento Belliboni (referente del Polo Obrero) le pidió pasar por la calle al jefe del operativo y le dijo que no, que debían ir por la vereda.

–La idea es que si uno puede ir hasta el lugar de concentración por la vereda, sin interrupción del tránsito, es lo mejor. Y si hay mucha gente, tratar de ordenarse. Hoy fueron bastante ordenados todos los que participaron.

–¿Hay algún detenido? ¿Tiene idea de algún incidente?

–Se detuvo a una sola persona pero por un incidente que no fue por la marcha. (NdR: son dos las personas detenidas en el marco de la marcha).

En otro momento Kravetz fue consultado por el protocolo y la actuación de las fuerzas federales. En un claro gesto de despegarse del montaje, dijo: “Pegúntenle a Patricia Bullrich”.

La primera movilización contra el ajuste económico del gobierno de Javier Milei, en coincidencia con el aniversario por el estallido social de diciembre de 2001, fue convocada por organizaciones sociales nucleadas en la Unidad Piquetera. A ella se le sumaron algunos organismos de derechos humanos y sobre todo, muchísima gente autoconvocada, como síntoma vital de una nueva etapa que comienza en la Argentina.

La vergüenza

No hubo convocatoria de los partidos, ni de las organizaciones que integran Unión por la Patria. Tampoco de los organismos de derechos humanos cercanos. Suelta, está Victoria Montenegro,  diputada de la Ciudad por Unión por la Patria e hija de desaparecidos. Charla con lavaca:

–¿Cómo analizás la situación a esta hora?

Vergonzosa, porque es una fecha dolorosa para el pueblo argentino, del ejercicio de memoria que llevan adelante los compañeros y una amenaza por parte de la Ministro que fue parte de ese mismo gobierno que dejó la Argentina bañada en sangre y que hoy viene a terminar su obra. Es una provocación innecesaria. ¿Qué hacen las fuerzas federales en la Ciudad de Buenos Aires? Es lo que le estamos preguntando al Ministro de Seguridad de la Ciudad si atendiera el teléfono alguna vez.

–¿Van a pedir informes de cuánto costó este operativo, que se terminaba solucionando en un diálogo hoy al mediodía, ordenando por donde se va la marcha? Además del costo emocional, también.

–Sí, este operativo tiene un costo enorme para la democracia. ¿En qué momento de la Argentina, a 40 años de la democracia, no podemos manifestarnos? ¿En qué momento las autoridades del Ejecutivo se creen con derechos a decirnos a los padres qué hacemos con nuestros hijos, o a qué manifestación podemos y a cuál no llevarlos? Eso pasaba con la dictadura, no con la democracia. Soy madre y cada 24 de marzo he marchado con mis hijos. Mirá si Patricia Bullrich me va a decir qué es lo que puedo hacer o no con mis hijos. Lo que está pasando es un retroceso de décadas en materia de derechos.

–En calidad de hija de desaparecidos ¿qué significado tiene esta fecha? Para Hijos fue importante el 19 y 20 del 2001.

–También el rol de las Madres en la Plaza, luchando. Ellas están muy grandes y nos toca a nosotros luchar ahora por los derechos adquiridos. 

–Wado (de Pedro) no está en la calle. En 2001 estaba.

–Ese día estaba en la calle detenido, ya le puso el cuerpo y lo tenemos vivo de milagro. Yo soy legisladora porteña. Estoy acá en mi puesto de trabajo y frente a este avance. Nuestro bloque presentó medidas de protección para los manifestantes, judicialmente. Independientemente de eso, estamos en la calle porque tenemos que proteger a nuestro pueblo. Las elecciones no son un cheque en blanco para el presidente, para avasallar derechos conquistados durante tanto tiempo. 

–Acá, sobre el asfalto, te pregunto, ¿no tiene que estar H.I.J.O.S. todos los jueves en la Plaza? Porque quedan cuatro madres… ¿Cómo sigue este legado de la ronda de los jueves? Ustedes están al lado, vos estás al lado. Son 20 minutos cada jueves. Estás en la legislatura, sí, ¿pero la Plaza no es un lugar para hacer política hoy?

–Sí, nosotros desde hace años estamos en las escuelas todas las semanas hablando con los jóvenes, en los barrios, presentando proyectos para frenar el avance de la derecha. O intentando por lo menos resistir, a partir de las conquistas que tuvimos en muchos años y que claramente, hoy están en crisis. H.I.J.O.S somos muchos, pero después hay diferentes cuestiones que se fueron dando.

A dos cuadras, en la esquina de Avenida de Mayo y Suipacha, se le está haciendo un homenaje a Gastón Riva, asesinado por la Policía el 20 de diciembre de 2001. Allí está Teresa Laborde, quien nació en el asiento de atrás de un Falcon verde en la dictadura. Hace memoria: “Los dirigentes de las orgas no pueden tener miedo. Por ahí es más natural que la gente común tenga miedo. Lo entiendo. Pero ellos, si tienen miedo, que se le dejen el cargos a quien esté a la altura de las circunstancias. Si no salen a la calle, en el Congreso también lo van a dejar pasar. Y nos van a achurar todo. Si los derechos no los defendemos en la calle, si la gente en el Congreso no ve que está todo el pueblo en la calle, no nos va a defender. Van a defender sus bolsillos, como siempre”.

Ironiza: “Pensé que iban a venir más partidos y organizaciones; hoy no cortamos la calle nosotros, la cortó la policía y lo logró instalando el miedo. No vi ningún organismo de derechos humanos ex oficialistas. Nos están metiendo la mano en el bolsillo a los trabajadores ¿y no salen a defendernos?

El nudo

A dos cuadras de la Plaza, la movilización camina a paso lento. La policía deja cortar dos carriles. Una de las organizaciones de izquierda presentes se llama Política Obrera. No tienen miedo por la quita de los planes sociales, ni por el protocolo de Bullrich.  Lo que tienen es mucha necesidad de decir.

Rocío de Luis Guillón, dos hijos, de 15 y 8. 

“Vengo porque no hay laburo, porque todo es caro, porque el precio de la carne se zarpa. Un kilo más de 5000 mil pesos, no se puede creer. ¿Cómo está mi barrio? La mayoría son pobres. ¿Cómo veo el protocolo antipiquetes? Por un lado mal, porque nos tenemos que expresar, y en la calle es la única manera. Por otro lado bien, porque entiendo que jodemos a otra gente cuando cortamos. Pero, ¿hay un término medio? Nos piden prohibir que protestemos, no se aguanta más la situación”.

César, de Esteban Echeverría.

“Néstor (Kirchner) también recibió el país muy mal y no ajustó al pueblo. Ni montó un escenario como este. Mirá a los costados, cómo pueden ser todos estos policías. Bullrich cortó las calles en pandemia y ahora nos lo quiere impedir a nosotros. Mirá si no vamos a poder reclamar cuando el kilo de pescetto cuesta 12 mil pesos”. 

Graciela, 48 años: “Un kilo de pan 1800 pesos; un litro de leche 800. ¿En qué cabeza cabe? Sube todo menos nuestros sueldos. ¿Esperan que se mueran nuestros jubilados y no protestemos?”

Isabel, 57 años, Monte Grande, dos hijos: “Soy una mujer mayor, a quien nadie le da trabajo. Hacemos changuitas con mi esposo, que también está sin trabajo. Buscamos, buscamos, pero a nuestra edad es muy difícil. Nos van a matar de hambre. Encima nos vino una fortuna de luz en los últimos dos meses, y no pude pagarlas. Esta Navidad no sólo no tengo nada para comprar; tampoco voy a tener luz. La vamos a pasar a la luz de las velas, pero tampoco, porque también subieron un montón”. 

En la columna de adelante, del MST, está Patricia, de Merlo. Tiene una polenta que escasea en la olla. “Venimos acá porque el bolsillo nos aprieta cada día más. Trabajamos sin parar para levantar al país, pero nadie lo valora”. Respira y agrega: “Tengo 61 años, debería estar a punto de jubilarme pero ahora no sé qué va a pasar, si finalmente quiere subir la edad jubilatoria”. 

Gerardo tiene 60 años. Está parado en las escalinatas de la Catedral. Aplaude sin cesar el paso de la movilización, segundos después de que la gente doblegara el cordón policial e irrumpa en la Plaza de Mayo. Gerardo es profesor de historia en Villa Hidalgo, José León Suárez. “Se está repitiendo la misma historia, la de la dictadura, la de Cavallo y Menem, la del 2002, la de Menem y ahora la de Milei. No aprendemos, son los mismos actores, el mismo plan económico y el mismo objetivo: hambrear al pueblo y enriquecer a los grandes capitales”.

La gente grita, desaforada: “Olé, olé, olé, olé, olá, a la protesta vos no la podés parar”. 

La venta del patrimonio

El canto que se repite una y otra vez lo escucha Leonardo Pérez Esquivel, 67 años, hijo de Adolfo Premio Nobel de la Paz. Es sociólogo y uno de los referentes del SERPAJ. Ve el vaso medio lleno: “A 40 años de la democracia, que nuestro pueblo haya salido aun en este contexto adverso, es un hecho altamente valorable, porque es lo que esperamos que vaya a ocurrir: de esta manera, no van a poder pasar todas estas políticas neoliberales. Va a haber un rechazo a la entrega, a la venta del patrimonio… después de tantos tiempos de lucha y recuperar parte de la soberanía, porque tampoco estábamos en una situación idílica para nada. Pero me parece que ahora va a venir una instancia de recuperar esa lucha que no se debiera haber desdibujado con el gobierno anterior”.

¿Te oigo con esperanza…?

–El futuro inmediato es negro. Van a privatizar las empresas públicas… obviamente vamos a oponernos a que privaticen Aysa, la parte estatal de YPF, Arsat, Aerolíneas. Ni un paso atrás y no se rinde nadie. Será una pelea larga…

¿Por qué era importante estar hoy?

–El 19 y 20 para el campo popular es una fecha muy emblemática de la rebelión de nuestro pueblo, del proceso de empresas recuperadas, asambleas barriales, de distintos movimientos populares: todo eso logró expresar una democracia directa en ese momento. Creo que uno de los problemas principales que hubo fue que no se apostó a ampliar esos procesos de democratización, sino que se canalizó por las estructuras tradicionales. Creo que esa democracia de base se va a recuperar ahora.

Juan Manuel Combi fue abogado en la causa por la desaparición de Luciano Arruga. Grita desaforado cuando el pueblo ingresa a la Plaza. “Llego la hora de luchar”, afirma, y mira el futuro: “Esto que nos está pasando nos va a unir de vuelta, porque se va a agudizar la lucha de clases. Con la panza vacía no se puede tener libertad”. 

“Milei mintió”

Malque y Mateo tienen 19 años. Son parte de un grupo de jóvenes autoconvocados. Viven en Lanús. “No formamos parte de ninguna organización pero hoy había que estar acá. Contra el ajuste, contra Milei”. Miran hacia el centro de la Plaza y también hacia lo que los atraviesa: “Venimos porque a la juventud la vemos sin esperanzas, perdidos, buscando un futuro que no vemos. Lo que se montó hoy con la policía busca controlarnos, que nos nos expresemos, lo cual es ilegal, porque en democracia solo pasó en 2001, con estado de sitio, pero que sepamos no vivimos en estado de sitio, ¿no?”.

Rodolfo Viano es uno de los curas de Opción por los Pobres que llegó a la Plaza. Al lado lo acompañan desde la Pastoral Social Evangélica. Tiene 64 años, vive y predica en el barrio bonaerense de La Teja, en Merlo. Tiene colgada una bufanda blanca, con las caras del Padre Mugica y del obispo Enrique Angelelli. Expresa con los pies en la Plaza: “Estamos acá para acompañar y cuidar el derecho legítimo a la protesta que tiene nuestro pueblo, y también recordando con un fuerte dejo de tristeza lo que fueron las jornadas de lucha del 19 y 20 de diciembre, que costaron la vida de muchas personas. Lamentamos decir que nuestro país vuelva una y otra vez a ciclos de endeudamiento. Esperamos que nuestro pueblo pueda encontrar un futuro mejor, una vida digna, la justicia social y la justicia ambiental que no son aberraciones, sino que es la manera concreta de vivir dignamente en esta tierra”. Y sentencia: “Nosotros no tenemos comedores, pero sí damos una vez por mes un bolsón de mercadería. En sólo esta semana, 20 familias más lo vinieron a pedir porque no estaban pudiendo comer”.

Leo Santillán es hermano de Darío, asesinado por la Policía Bonaerense el 26 de junio de 2002 en Puente Pueyrredón. Está parado en la esquina de la Legislatura porteña. Al final de la marcha, dice: “Hoy vino mucha gente, pero si no hubiesen metido tanto miedo, íbamos a ser el doble o el triple”. ¿Cómo se vence ese miedo originado desde el Estado? “Hoy nosotros estuvimos dando un taller en el barrio. Así se vence, haciendo en el territorio. Y generando unidad, que debemos plasmarla en concreto para revertir esta situación. Si nosotros no salimos a la calle, nos van a querer llevar puestos a todos, porque si en 10 días hicieron lo que hicieron, ¿qué va a pasar si lo dejamos que hagan lo que quieran durante cuatro años? Este fue un importantísimo primer paso”. 

Lucas Fauno, periodista e integrante del colectivo Positivo, comparte: “Hay que ir de un día a la vez”. Completa: “Es importante estar acá porque Milei nos mintió; la casta no está pagando ningún ajuste. Lo nuevo no llegó; ni Bullrich, ni Macri, ni Caputo son lo nuevo. Al margen de estar en completo desacuerdo con Milei, hay algo objetivo: nos mintió y nos está quitando derechos institucionales”.  

El desenlace

Una fila enorme de gendarmes contornea la Plaza de Mayo. No deja pasar a nadie. Muestran los palos. Un superior les ordena levantar los escudos. Nada pasó, pero la intimidación no cesa. A metros, escucho llorar desconsoladamente a Dominic. Son aullidos. Está dialogando junto a otras personas, también autoconvocadas. 

–(Dominic): Yo no puedo estar acá sentada, esperando que me llegue el laburo, que no me llega. Mi mamá tenía miedo que venga, pero no podía no estar acá. Tengo 32 años y es la primera vez que marcho, en toda mi vida.

–(Lobo)Yo también me autoconvoqué

–(Laura): Yo me traje un carnet de prensa, porque tenía miedo de lo que pasara.  Tendremos que estar mucho en la calle, porque la cantidad de gente que estemos, hoy y en las próximas manifestaciones, va a marcar lo que pase a futuro. 

–(Dominic): El presidente es un vivo bárbaro. Hay que decirlo. Por qué lo va a decir hoy a la noche, por qué no lo dijo al mediodía como estaba previsto. Si no lo dijo antes, es porque nos va a matar con los anuncios.

–(Lobo): Yo estaba en casa esperando que mi gremio, de alimentación, dijera si iban a venir o no. Y como no vinieron, m vine, porque lo hoy a la noche van a anunciar viene por los derechos de todos los trabajadores. 

 –(Dominic): Las indemnizaciones. Te van a echar mañana. El telegrama de despido lo tenés mañana  llegándote a tu casa. ¿Por qué lloro? Porque mi marido toma medicamentos para la presión y el corazón; yo tomo para los ataques de pánico; desde que Milei hizo los primeros ajustes, no vendemos un puto collar que es lo que hacemos. Vivíamos de eso; no te digo manteca al techo, pero ahora sí que no tenemos para comer; fuimos a la farmacia a comprar los remedios, y están tres veces más caros. Diez días después de que asumió este tipo. Por eso estoy llorando. Porque mi vieja come fideos, cuando laburó su re puta vida, entendés. Y hoy ya no le alcanza, porque los precios en el supermercado se fueron a la mierda. Perdón la expresión, ¿pero para limpiarte el orto 2 mil pesos? Me está cargando. No sé en qué va a terminar esto…

Los anuncios

A partir de las 21, el presidente Javier Milei anunció un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) integrado por 366 artículos para la desregularización de la economía, que tiene detrás a Federico Sturzenegger, el cerebro; y como ejecutor, a Caputo, dos de los máximos responsables del endeudamiento del país.

Milei adelantó 30 medidas que reflejan el shock prometido para un pueblo:

  • 1.Derogación de la Ley de Alquileres: para que el mercado inmobiliario vuelva a funcionar sin problemas y que alquilar no sea una odisea.
  • 2. Derogación de la Ley de Abastecimiento, para que el Estado nunca más atente contra el derecho de propiedad de los individuos.
  • 3. Derogación de la Ley de Góndolas para que el Estado deje de meterse en las decisiones de los comerciantes argentinos.
  • 4. Derogación de la Ley del Compre Nacional que solo beneficia a determinados actores del poder.
  • 5. Derogación del Observatorio de Precios del Ministerio de Economía para evitar la persecución de las empresas.
  • 6. Derogación de la Ley de Promoción Industrial.
  • 7. Derogación de la Ley de Promoción Comercial.
  • 8. Derogación de la normativa que impide la privatización de las empresas públicas.
  • 9. Derogación del régimen de Sociedades del Estado.
  • 10.Transformación de todas las empresas del Estado en sociedades anónimas para su posterior privatización.
  • 11.Modernización del régimen laboral para facilitar el proceso de generación de empleo genuino.
  • 12. Reforma del Código Aduanero para facilitar el comercio internacional.
  • 13. Derogación de la Ley de Tierras para promover las inversiones.
  • 14. Modificación de la Ley de Manejo del Fuego.
  • 15.Derogación de las obligaciones que los ingenios azucareros tienen en materia de producción azucarera.
  • 16.Liberación del régimen jurídico aplicable al sector vitivinícola.
  • 17.Derogación del sistema nacional del comercio minero y del Banco de Información Minera.
  • 18. Autorización para la cesión del paquete accionario total o parcial de Aerolíneas Argentinas.
  • 19. Implementación de la política de cielos abiertos.
  • 20.Modificación del Código Civil y Comercial para reforzar el principio de libertad contractual entre las partes.
  • 21.Modificación del Código Civil y Comercial para garantizar que las obligaciones contraídas en moneda extranjera deban ser canceladas en la moneda pactada.
  • 22.Modificación al marco regulatorio de la medicina prepaga y las obras sociales.
  • 23.Eliminación de las restricciones de precios a la industria prepaga.
  • 24.Incorporación de las empresas de medicina prepaga al régimen de obras sociales.
  • 25.Establecimiento de la receta electrónica para agilizar el servicio y minimizar costos.
  • 26.Modificaciones al régimen de empresas farmacéuticas para fomentar la competencia y reducir costos.
  • 27.Modificación de la Ley de Sociedades para que los clubes de fútbol puedan convertirse en sociedades anónimas si así lo quisieran.
  • 28.Desregulación de los servicios de internet satelital.
  • 29.Desregulación del sector turístico eliminando el monopolio de las agencias de turismo.
  • 30.Incorporación de herramientas digitales para trámites de los registros automotores.

Cacerolas y otra vez la calle

Un 20 de diciembre.

Otra vez. Una cacerola, en el barrio de Congreso, la sostenía Mariana, de 51 años. La sostenía y la golpeaba, con bronca. Con furia. “Necesitaba desahogarme, hacer un poco de catarsis. Tengo mucha angustia acumulada. Milei está haciendo un recorte brutal, nos quiere convertir en Uganda, esa es la idea detrás de todo esto. Todo el despliegue represivo de hoy me pareció terrible, subiéndose a los colectivos, haciendo requisas como en la dictadura… Estoy muy triste. Viví la hiper, viví a Menem, viví al 2001, y Milei, a quien no voté, es todo eso recargado”. Completa, Mariana: “Soy trabajadora estatal, mi puesto de trabajo no está en juego pero sí el de los chicos jóvenes, trabajadores, que son tratados como vagos, como ñoquis. Demonizar a los empleados públicos, médicos, enfermeros, toda la gente que le hace un bien a la comunidad, es inaceptable y terrible”.

Cerquita anda Carlos, desocupado, con 52 años a cuestas; con su oficio de periodista latente, vivo, pero sin poder ejercerlo.

–¿Por qué saliste?

–Porque destruir todo lo que se ha construido a lo largo de la historia para beneficiar únicamente a los grupos económicos es un disparate absoluto. Las medidas que se llevan adelante son absolutamente antipopulares y benefician a la casta, para que ganen fortunas unos pocos que se van a financiar con los recursos de todos, de los trabajadores, de los jubilados.

–¿Qué sentiste cuando escuchaste los anuncios?

–Es un dolor muy grande y muy profundo. La Argentina se ha destacado a lo largo de la historia por tener un buen sistema, con problemas, con matices, pero todo esto que están anunciando va en detrimento de cosas fundamentales: la salud pública, la educación pública, el sistema jubilatorio va a quedar totalmente desfinanciado. Hay cosas que no se privatizan, hay que tener sentimiento de patria. No es casual que el símbolo sea un león, que es el símbolo de la monarquía británica. No puede ser que con la tragedia que vivimos en Bahía Blanca no haya recursos, pero sí haya para mandar dos helicópteros y barcos con víveres a Ucrania. No digo que no haya que tener solidaridad con los que sufren pero, primero, el pueblo argentino.

Ese pueblo hoy se manifestó, de día y de noche.
Y todavía resuenan algunos de sus ecos.

A la tarde en la Plaza de Mayo y a la noche en distintos barrios porteños, se escuchó un grito, que sigue resonando: “Paro, paro, paro; paro general”. A la noche se cantó también: “A dónde está que no se ve, esa famosa CGT”. Cada vez más gente iba poblando las esquinas, y empezó a dirigirse a la plaza de los Dos Congreso. Un cartel resumía estas semanas: “¿En qué momento me convertí en casta?”. Dos trabajadoras del Hospital Italiano decían: “Si hoy los dejamos pasar nos matan. Es hoy”.

Esta historia empieza a escribirse…

Nota

Molinetazo

Publicada

el

Estación Once durante la tarde, antes del discurso de Javier Milei de apertura del año legislativo. Las voces, los saltos, los cantos, la policía, lo que no se ve y lo que sí.   

Texto Claudia Acuña

De a quince, de a veinte, de a tres, y en ese modo inquietante de los Pájaros de Hitchcok, el hall de la estación de Once se fue poblando de jóvenes muy jóvenes y veteranos muy veteranos hasta colmar el pasillo central. Allí, con la mirada clavada en el acceso a los andenes, cantando y bailando, esperaron.

Los muy jóvenes tenían ojos de colores hechos de cartón pintado con ingenioso arte y los muy veteranos, banderas escritas con pincel. Unas voces reclamaban boleto estudiantil; otras la propiedad social de los medios de transporte. Todas festejaban la performance de la Universidad de las Artes, usina de los ojitos de cartón que se reparten mientras bailan:

“Veo, veo

Qué ves

Un pueblo

Que sí la ve”.

Molinetazo

Foto: Marita Costa

Mientras una radio entrevista al Pollo Sobrero –referente de la lista bordo de trabajadores ferroviarios– otros micrófonos y cámaras registran a otros dirigentes: Daniel Solano. Nicolás del Caño, Celeste Fierro, Vanina Biassi, todos del Frente de Izquierda, cuya presencia monopólica es mérito de las ausencias. En tanto, Jubilados Insurgentes sostienen con firmeza una enorme bandera que cruza el hall central de la estación, y que despierta el aplauso de militantes y viajantes.

Molinetazo

Foto: Lina Etchesuri para lavaca

Lo importante, sin embargo, estaba en otro lado y era otra cosa.

Poca policía uniformada, mucha de civil, disfrazada con éxito diverso, más las fuerzas habituales encargadas del control de los pasajes, reforzada: ese era el grupo encargado de custodiar que no suceda lo que finalmente pasó.

Molinetazo

Foto: Lina Etchesuri para lavaca

En Once fue a las 17.45.

Los minutos previos no tuvieron calma, sino miedo. Se lo veía hasta en los rincones y se lo olía en todas las caras.

Hasta que terminó.

La revolución medía un metro y medio, era binarie y llegó desde los bordes.

Saltó como lo que es: una bengala.

Sonrió como lo que es: un pichón del conurbano.

Finalmente, se presentó con las astillas del naufragio: con la e, con la educación pública, con el arte.

Molinetazo

Foto: Marita Costa

“Soy elle, estudio en la escuela N° 22 de Morón, me interesa la música”.

No fue la primera persona en saltar el molinete, porque justamente de eso se trató este salto: de lo colectivo, que da alas.

Lo que sucedió luego fue rápido: los molinetes se levantaron, los muy jóvenes y los muy veteranos festejaron, y en ruidosa columna atravesaron la ciudad sin policías, sin protocolo y sin miedo.

Son 10 cuadras hasta la frontera con la irrealidad que es el Congreso: 5.000 policías (un Boca –River concentra poco más de 1.200, así que calculen la fragilidad que demuestra con tal operativo este presidente), desfile militar sin público porque la militarización de la zona impide el paso de personas, valla que tienen colgadas banderas que proclaman “Milei Presidente” (¿sobras de la campaña electoral?) y un pasillo por el que pasarán solamente los simpatizantes contratados.

Una dirigente de izquierda me explicará que el ministro de Seguridad porteño está a cargo de Once y que el Congreso, de la ministra de Nación. Encuentra en esta interna la lógica de esta ilógica situación.

Quizá se trata simplemente de la habilidad del círculo presidencial para trazar con ese cuadrado un escenario de comunicación, mientras en el resto de la realidad sucede otra cosa.

Quizá.

Faltan aún tres horas para el show presidencial y muchas más para saber su efecto, así que el piquete que diseñó la ministra Bullrich para aislar ese cuadrado de ciudad está aún despoblado, fantasmal, incierto.

Molinetazo

Foto: Lina Etchesuri para lavaca

Seguir leyendo

Nota

165 despidos en la Agencia Nacional de Discapacidad: “No tienen corazón”

Publicada

el

165 trabajadores y trabajadoras de la Agencia Nacional de Discapacidad (ANDIS) fueron despedidos ayer sin ningún tipo de explicación. Muchas de ellas son personas con discapacidad. Ocurre luego de que el propio Presidente se burlara a través de retuits de las personas con síndrome de down. Este jueves desde las 12 hs. hubo una movilización en la sede del barrio de Núñez para visibilizar el tema y pedir la reincorporación. Compartimos los testimonios de dos de las trabajadoras despedidas, una de ellas ciega y otra con un bebé y en tratamiento psiquiátrico.

Fotos y testimonios: Juan Valeiro

Más de 165 personas que trabajaban en la Agencia Nacional de Discapacidad (ANDIS) fueron despedidas ayer mediante el sistema de administración estatal GDE. 16 de ellas son personas con discapacidad, algunas cuentan con más de 20 años de antigüedad, entre las despedidas hay mujeres embarazadas, y también fueron echados delegados sindicales. Por eso hoy cientos de personas se acercaron a la sede que el organismo tiene en Núñez, y la decoraron con una bandera grande que simboliza el comienzo de una lucha: “No al Ajuste en Discapacidad”.

Convocados por los gremios ATE y UPCN, trabajadorxs, familiares y personas con distintos tipos de discapacidades que habitan el espacio semana a semana realizaron una breve caminata por el interior del predio donde acuden para realizar distintos tratamientos rehabilitatorios.

La marcha culminó frente al edificio principal donde se le otorgó la palabra a docentes, acompañantes y distintas personas con discapacidad que se vieron afectadas por los despidos y otras que resaltaron la importancia de este espacio. El acto culminó cuando se leyó el comunicado que UPCN le envió a Diego Spagnuolo, director de la Agencia Nacional de Discapacidad, quien hoy se ausentó a su trabajo.

Guadalupe Bargiela, 22 años, estudia Derecho, es no vidente y desde hace 4 años que trabajaba en la Agencia. Fue despedida ayer, notificada por GDE a las 16 horas, aunque ya sabía que estaba “en una lista negra”. Cuenta: “Me enteré de mi despido porque me llamó mi jefe para avisarme que estaba en una lista negra, y después me notificaron por GDE vía administrativa. Lo cual me parece excelente porque es lo que estaba esperando: una notificación formal. Pero nunca me avisó una persona de Recursos Humanos, sabiendo que tienen mis contactos para hacerlo”.

165 despidos en la Agencia Nacional de Discapacidad: “No tienen corazón”
Fotos: Juan Valeiro

Guadalupe empezó trabajando en el Programa de Juventudes de la Agencia y luego comenzó a hacer trabajo administrativo, “respondiendo mails a personas con discapacidad, sobre todo en pensiones”. Cumplía tareas todos los días.

¿Por qué la despidieron? No hay un argumento. Yo cobré enero, pero a fines de febrero me dijeron que no había presupuesto. Digo, entonces, que el argumento es que somos personas con discapacidad, que el Presidente piensa que somos inútiles, que el Presidente pone la cara de un gobernador con rasgos de una persona con Síndrome de Down como un insulto. Es una expresión clara de disca-odio, de disforia hacia el colectivo de personas con discapacidad. Quieren cerrar el INADI que defendió en su mayoría a personas con discapacidad, quieren vaciar la Agencia Nacional de Discapacidad (ANDIS), pensando y argumentado que las personas con discapacidad no servimos. Las personas con discapacidad venimos de un modelo donde éramos personas a curar o a matar. Y quieren volver a ese modelo. No solamente Milei y sus políticas están avasallando los derechos de todo el pueblo sino también de las personas con discapacidad que somos parte del pueblo. Que somos migrantes, somos LGBT, además de personas disca somos laburantes. Yo soy de Moreno, conurbano profundo, y la realidad es que yo no sé si consigo otro laburo. Una persona sin discapacidad puede ser Uber, puede hacer changas, puede limpiar, lo que fuera. Yo no. Entonces yo si no trabajo en una oficina, o en Discapacidad o dando talleres, o lo que fuera, no trabajo. Y la verdad que yo alquilo, tengo que morfar, cambia mi situación de vida. Cambia mucho mi situación de vida por más que haya gente que me puede ayudar. No corresponde a mi derecho tener que pedirles a otras personas que me ayuden. Creo que las personas con discapacidad somos personas de derecho y hoy más que nunca tenemos que estar en la calle. Tenemos que estar en la calle porque este gobierno no va a parar si no ve al pueblo en las calles. Tenemos que estar organizadas y teniendo un plan de lucha. Porque las personas con disca (discapacidad) no solamente somos prestaciones o terapias a cubrir, porque van a bajar mucho las terapias, las pensiones, si no hay empleados que resuelvan esas cuestiones. Entonces digo: no solamente somos prestaciones y pensiones, somos también sujetos políticos. La discapacidad es una identidad política. Creo que para una sociedad que nos educa para la discapacidad puertas adentro, percibirse como persona con discapacidad, reconocerse como persona disca, es una identidad política y es una respuesta política.

¿Hay más compañeres con discapacidad despedides?
Sí. Hubieron 165 despedidos, 16 personas con CUD (Certificado Único de Discapacidad), muchas a punto de jubilarse, muchos con cuestiones de riesgo, muchas con licencia y una o dos personas embarazadas.

¿Qué sentiste cuando te enteraste de tu despido?
Yo laburo en discapacidad hace un tiempo largo, y ya sabía que iba a pasar esto. Porque Milei venía diciendo lo que iba a hacer en campaña. Yo ya sabía que iba a pasar. Me la desayuné, lloré un rato, me dolió la cabeza, pero ya lo dicen las Madres de Plaza de Mayo, ¿no? “Hoy lloramos, mañana luchamos”. Así que creo que hay que seguir la lucha, hay que seguir la pelea, llorando, abrazándonos con los compañeros, pero hay que seguir la pelea. Ya lo decía el Indio: el que abandona no tiene premio. Arriba los que luchan.

Carolina Pizarno tiene 18 años de antigüedad en ANDIS. También fue despedida. “Y no me dieron ninguna explicación, me mandaron una nota por GDE y fui echada así. Sin ninguna explicación. Y vine hasta acá sola, antes de que llegue el gremio, para hablar con alguien, hable con una secretaria y no me atendieron. Y hablé bien, con todo el respeto. Hablé que tengo un hijo, que tengo un alquiler, es un bebé, estoy sola y no me dan bola”.

165 despidos en la Agencia Nacional de Discapacidad: “No tienen corazón”
Fotos: Juan Valeiro

¿De qué trabajabas?

-Estaba en Pensiones. Y ahora estaba de licencia con ataques de pánico y estoy medicada, por eso también es mi preocupación.

¿Y por qué creés que está pasando esto?

-Están recortando. Y no saben a quién, dan al boleo. Porque también a un delegado de UPCN no lo pueden echar y lo echaron. Así que fue al boleo. A la delegada que acompaña a las personas con discapacidad también: es algo de no creer. No tienen empatía, no tienen corazón.

Para aquellos que no conocen, ¿de qué se trata este espacio donde estamos hoy?

-Acá hay recreación, hay piletas, los discapacitados vienen según su discapacidad y damos todo para que cada uno tenga su espacio para hacer todo. Y cerraron muchas sedes acá adentro. No hay profesores de natación, no hay nada. Sacaron a todos. Entonces los chicos están sin hacer rehabilitación.

¿Cómo te informaron de tu despido?
-Me mandaron una nota por mail y me dijeron que me fije en el GDE. La nota decía: “Carolina: no perteneces más a la agencia de discapacidad a partir del 27 de febrero”. Es decir que hoy no cobro más. 18 años de laburo, y hoy no cobro más. ¿Cómo hago con mi alquiler, con mis cosas? ¿Con mi hijo, chiquitito? Estoy arruinada.

¿Nunca hubo una persona que se comunique con vos?
-Nunca, nada. No me dieron una explicación y se esconden. Y hoy Diego (Spagnuolo, titular de ANDIS) no vino, así que bueno… Nadie da la cara.

Seguir leyendo

Nota

UVA: para poner en acción tus proyectos

Publicada

el

Universidad de Lavaca

Creación y Autogestión de medios

Periodismo y Comunicación Socio Ambiental

Escritura Periodística

Fotografía

Teatro 

Desde hace veinte años nuestra Cooperativa desarrolla la UVA (Universidad de lavaca) propuesta de comunicación y cultura que se plantea el desafío de crear pensamiento, movimiento, y de brindar herramientas para que cada uno de sus talleres, seminarios y diplomados sean espacios de construcción personal y colectiva. Cada una de esas propuestas abarca de marzo a julio en la primera mitad del año.

La cursada puede ser presencial (en Riobamba 143, CABA) o virtual, un sábado por mes, con seguimiento online entre cada encuentro para intercambio de materiales, trabajos, ideas y experiencias. Y para potenciar trabajos, proyectos y sueños.

Ya están abiertas las inscripciones 2024.

Para más información, escribinos a [email protected]

UVA: para poner en acción tus proyectos

Diplomado en Periodismo y Comunicación Ambiental Dr. Andrés Carrasco

El primer sábados de cada mes, de 14 a 17.30 hs

Coordinador: Sergio Ciancaglini

La búsqueda: generar estudio, reflexión y acción con respecto a uno de los temas centrales de la época: Naturaleza, sociedad, derechos humanos, modelos económicos, impactos ecológicos y sociales, paradigmas de pensamiento para encarar el presente.

Relaciones con la producción, la cultura, los derechos humanos y el futuro.

Además, nos proponemos que el Diplomado resulte un lugar para crear y fortalecer espacios de contacto e intercambio entre las comunidades, la ciencia, las organizaciones sociales, los ámbitos de estudio, la producción y la comunicación.

Participan en cada edición: Myriam Gorban, Water Pengue, Soledad Barruti, Santiago Sarandon, Irmina Kleiner, Remo Vénica, Asamblea No a la Mina (Chubut), Alicia Massarini, Damián Verzeñassi, El Reciclador Urbano, Eduardo Cerdá, Asamblea Popular por el Agua de Mendoza, RENAMA (Red Nacional de Municipios que fomentan la Agroecología), UTT (Unión de Trabajadoras y Trabajadores de la Tierra), Marcos Filardi, Observatorio Petrolero Sur, Asambleas por un Mar Libre de Petroleras, entre otros y otras. 

Algunos de los temas: Naturaleza, Sociedad y Derechos Humanos, Ciencia, ambiente y política, Agronegocios y modelo productivo, Agroecologíca, Nuevas formas de organización social, Nuevos paradigmas de pensamiento, Minería y modelo extractivo, Soberanía alimentaria y cómo todo eso se relaciona con la comunicación, el presente y el futuro.

UVA: para poner en acción tus proyectos

Seminario de Escritura Periodística

Segundos sábados de cada mes, de 12 a 14 hs

Profesores a cargo: Lucas Pedulla y Francisco Pandolfi

Un espacio de entrenamiento en escritura y redacción periodística en una época de abismos. Estudio, reflexión y acción para hacer periodismo en territorio. El acontecimiento como producción en medio del caos. La sensibilidad como valor en tiempos de inteligencia artificial. El movimiento y la pregunta para la descripción y el testimonio. Un laboratorio para hacer trinchera, mientras también escuchamos a quienes nos formaron.

UVA: para poner en acción tus proyectos

Fotografía y Periodismo

Terceros sábados de cada mes, de 14 a 17,30 hs

Profesores a cargo: Lina Etchesuri y Lucas Pedulla

Un espacio de reflexión, producción y entrenamiento. Un laboratorio sobre las prácticas actuales de la comunicación a través de la producción de imágenes y textos, donde vas a poder desarrollar la mirada propia en un espacio colectivo. Un lugar de preguntas para abrir al pensamiento crítico sobre qué implica la comunicación y la imagen hoy. Y, también, poner a disposición qué herramientas de fotografía nos ayudan para hacer periodismo, y qué técnicas periodísticas nos ayudan a hacer fotografía.

Seguimiento para orientación, envío de materiales, intercambio de trabajos y ejercicios.

Dirigido a fotógrafes, profesionales de los medios de comunicación y no; estudiantes de las carreras vinculadas con la imagen, la fotografía y los medios; y sobre todo, a cualquier persona sensible que le interese transitar esta experiencia de mirar y escribir acerca de la época.

Módulo 1 – Territorio

Poner el cuerpo en la producción de imagen y periodismo. La complejidad y los vínculos. Quiénes son nuestras fuentes. Las imágenes que faltan.

Módulo 2 – Sensibilidad

Qué veo, qué siento, qué escucho. Mirar y escribir con los pies. La piel como primera instancia de comunicación. Entrenamientos para salir del algoritmo.
Modos de mirar: expandir horizontes y cruzar las fronteras del fotoperiodismo hoy. Experiencias artísticas como forma de comunicación.

Módulo 3 – Tiempo

Salir del like para hacer periodismo y la importancia de la producción y el seguimiento en el tiempo.
Explorar distintas herramientas y lenguajes visuales. 
El tiempo en el hacer y la potencia de las imágenes en proyectos de largo aliento.
Imágenes y memoria.

Módulo 4 – Caja de Herramientas

Compartir experiencias y distintos formatos para poder desarrollar crónicas, investigaciones y proyectos visuales y periodísticos.
Lo estético, lo conceptual, lo técnico de las imágenes y las posibilidades de los nuevos soportes.
Adentrarnos en la edición fotográfica como parte de la narrativa periodística.

UVA: para poner en acción tus proyectos

Diplomado en Medios y Autogestión

Cuartos sábados de cada mes, de 14 a 17.30 hs

Profesores a cargo: Claudia Acuña y Lucas Pedulla

Un espacio de formación sobre las actuales prácticas sociales de comunicación y un útero de gestación de nuevos proyectos. ¿Cómo se hace? ¿A partir de qué recursos se puede crear otra forma de comunicación? ¿Qué experiencias nos permiten reflexionar sobre sus límites y desafíos? ¿Con qué lenguaje se expresa lo nuevo? ¿Qué ideas nos ayudan a explorar, en lugar de repetir viejos modelos? ¿Y cómo llevarlas concretamente a la práctica para que funcionen y sean sustentables en el tiempo?

Las cuestiones

¿Cómo se hace?
¿A partir de qué recursos se puede crear otra forma de comunicación?
¿Qué experiencias nos permiten reflexionar sobre sus límites y desafíos?
¿Con qué lenguaje se expresa lo nuevo?
¿Qué ideas nos ayudan a explorar, en lugar de repetir viejos modelos?
¿Y cómo llevarlas concretamente a la práctica para que funcionen y sean sustentables en el tiempo?

Módulos

1) Gestión de Medios
Los elementos prácticos e indispensables para concretar y sostener proyectos de comunicación. Gestión, administración, costos, legislaciones, recursos, herramientas.

2) Clínica de Experiencias – Lenguajes periodísticos y expresión
El contacto con quienes lo lograron. Aciertos, errores, exploraciones. La evaluación de los proyectos y las pistas para combinar métodos, intuiciones, sistemas y sueños. En tiempos vertiginosos de cambios culturales, políticos, sociales, productivos y civilizatorios, ¿cómo pensar y actuar? Ideas y prácticas que, más que conclusiones, proponen aperturas.

UVA: para poner en acción tus proyectos

Teatro

La Escuela de Teatro La Zancada, un grupo de profesionales que trabaja hace más de seis años en la producción, investigación y difusión de la actividad teatral, propone estas disciplinas:

Entrenamiento y Actuación

Creación y Montaje

Creación de Unipersonales

Humor, entrenamiento cómico

Crónicas, relatos y ficciones

Laboratorio de Objetos

Para más información, mandá un mensaje al 11 3650-1677

Seguir leyendo

LA NUEVA MU. El facho

La nueva Mu
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Lo más leido